¿Qué es la Marea roja?


" La marea roja comienza cuando las personas desempleadas nos damos cuenta que nuestra situación no es temporal y tampoco lo es nuestra marginación.
Cuando percibimos que si nos movemos algo puede cambiar. Cuando nos damos cuenta que somos muchas y no tenemos nada que perder.
Cuando asumimos que tenemos mucho tiempo para actuar y ha llegado la hora de salir a escena. Que tiemble el sistema, pues la Marea roja a iniciado su marcha."

miércoles, 4 de julio de 2018

Janaina Stronzake. El M.S.T. en Alacant


El próximo viernes 6 de Julio en la Sede de la Universidad tendrá lugar un encuentro con Janaina Stronzake sobre la "Educación popular para los movimientos sociales". Agradecemos a Entrepobles y a la Plataforma de Soberanía del P.V. por hacer posible este acercamiento al Movimiento de los Sin Tierra de Brasil y su lucha por otra forma de vida y de relaciones. Adjuntamos una entrevista con Janaina publicada en:   http://redbioetica.com.ar/entrevista-janaina-stronzake/ , así como otra publicada en Youtube, como forma de acercarnos a la lucha de un movimiento de más de dos millones de personas que luchan por la tierra.  Una abraçada, la redacción


Entrevista

A pocos días de las elecciones presidenciales del 3 de octubre próximo, el movimiento social brasileiro reflexiona en voz alta. Sobre la situación del país y sobre la gestión del Partido de los Trabajadores (PT) y del Presidente Luiz Inácio Lula da Silva en estos últimos ocho años de Gobierno. Las críticas no faltan, sin embargo no queremos el retroceso político y social que representa el programa del candidato de la derecha José Serra precisa Janaina Stronzake, joven miembro de la Coordinación Nacional del Movimiento de Trabajadores Rurales Sin tierra (MST) de Brasil. Stronzake, 32 años, realiza tareas en el sector de la formación y la cultura. Acaba de llegar a España por un año en el marco de un mandato de Vía Campesina.
P: La coyuntura electoral brasilera se da en el marco de un particular contexto internacional. ¿Cómo lo definiría?
R: La crisis impone cortes en los presupuestos sociales y de la cooperación internacional, como medio para compensar el financiamiento de los Estados del Norte a sus sistemas financieros en debacle. En lo político, se siente un nuevo empuje de la derecha en el plano mundial…
P: ¿Y en Brasil mismo?
R: Desde la perspectiva de los movimientos sociales transitamos un camino muy difícil. Es cada vez más activa la presencia de las trasnacionales, del agro-negocio, de la derecha como proyecto ambicioso. Algunas constataciones: la *criminalización* de los movimientos sociales por parte de la justicia y del Congreso Nacional con su Comisión de Encuesta Parlamentaria que quiere forzar el argumento del enriquecimiento ilícito del MST. Se da una ofensiva político-militar de la derecha, de los sectores terratenientes y sus milicias armadas. De la mano de un aparato mediático muy potente que juega ese juego.
Además, en el plano rural, un sistemático proceso de concentración de las tierras. En los últimos 10 años aumentó dicha tendencia y no se implementó la Reforma Agraria ni la democratización rural. Según diversas estadísticas de toda seriedad, Brasil sigue siendo el campeón mundial de la concentración…Y la distribución no avanza.
P: ¿Este análisis implica un balance significativamente crítico del MST hacia la gestión de Lula?
R: Los ocho años de Lula se dieron en un contexto histórico particular. Luego de los ocho años previos de gobierno de Fernando Henrique Cardoso y el Partido de la Social Democracia (PSDB) que ha dejado a Brasil entre los países socialmente más polarizados del mundo. Profundizó la pobreza; regaló el patrimonio del pueblo brasileiro al gran capital, como lo ejemplifica la Minera Vale do Rio Doce, que fue vendida a un 10 % de su valor real en una maniobra privatizadora realmente horrenda. La gestión Lula se da en ese marco histórico. Lo que, sin embargo, no justifica todo. El principal aspecto negativo del Gobierno Lula fue la no ejecución de la reforma Agraria, definida por la ley. Y el beneficio que le otorgó al agro-negocio, a los bancos y a las trasnacionales en general.
P: Podría profundizar un poco más el tema de la distribución de la tierra como deuda del Gobierno Lula…
R: El Estatuto de la Tierra, una ley de 1964 y muy actual en términos de democratización del acceso a la tierra y al uso de los recursos naturales, prevé ya la Reforma Agraria y define la función socio-ambiental de la misma.
El Gobierno Lula, sin embargo, privilegió el agro-negocio, es decir la gran producción agrícola. Que concentra el 90 % del crédito agrícola; ocupa el 75 % de las tierras y produce solamente el 30% de la alimentación para los habitantes del país. Mientras tanto el campesinado sólo tiene el 25 % de la tierra; accede a un escaso 10 % del crédito agrícola de la banca pública y produce el 70 % de todo lo que se come en el país. Todas cifras oficiales del Censo Agropecuario 2006, hecho por el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE), una institución gubernamental.
Ahora se promueve un Código Forestal, que responde a las exigencias de los terratenientes para profundizar la devastación de la Amazonia y otras áreas de reserva natural. Este proyecto está en discusión en el Congreso Nacional y si lo aprueban los diputados va a promover más deforestación, más éxodo rural, más monocultivos y mayor concentración aún de la tierra.
Otro aspecto preocupante ha sido la liberación de los transgénicos (organismos genéticamente modificados). La Comisión Técnica Nacional de Bioseguridad está contaminada por empresas como Monsanto. Empresas públicas como EMBRAPA (Empresa Brasileña de Investigaciones Agropecuarias) están impulsando alianzas con trasnacionales como la Syngenta para desarrollar nuevos transgénicos, por ejemplo para la caña de azúcar. No podemos olvidar que la Syngenta es la responsable del asesinato del campesino y militante del MST Valmir "Keno" Mota, en el Estado de Paraná, en octubre del 2007. ¡Sólo por ese hecho hubiera debido ser echada de Brasil!
P: ¿Reconoce el MST aspectos positivos de la gestión Lula?
R: Sin duda. El más evidente es la Bolsa Familia, un plan de asistencia de emergencia a familias muy empobrecidas. A partir del mismo, 35 millones de personas cuentan hoy con el alimento básico. Es verdad que es una política coyuntural, pero es innegable el impacto positivo de esta medida.
Por otra parte, el 97 % de los niños y niñas van hoy a la escuela. Lo que falta ahora es calificar más la educación pública.
Evaluamos que uno de los aspectos más relevantes del Gobierno Lula ha sido su política externa. Las alianzas y aproximaciones con el Sur, con Latinoamérica, con Medio Oriente y Asia…Son ejemplos de un cambio real de la política exterior. Tomó posiciones muy importantes como oponerse al Golpe de Estado en Honduras haciendo frente al rollo compresor promovido desde Washington. Sin embargo, Brasil sigue teniendo tropas en Haití, lo que es una vergüenza.
P: En ese contexto de errores y aciertos… ¿Cuál es la postura electoral del MST?
R: Mi visión. Siento que en el mundo hay dos fuerzas que se confrontan: una de derecha, por momentos casi fascista. La otra que opta por el concepto del "Buen Vivir".
No pienso que tengamos hoy en Latinoamérica todos Gobiernos ideales, puros. Pero se corre el riego que el cambio político sea para atrás, implique un retroceso a un pasado terrible para la gran mayoría de la gente.
No creemos demasiado en que las elecciones sean la solución de todo. La solución está en profundizar la reforma Agraria y la transformación social. Esto sólo puede ser realizado por la gente, el pueblo, con una activa participación en tanto principal protagonista y no emitiendo un voto cada cuatro años.
Sin embargo, somos conscientes que José Serra, el candidato de la derecha brasileira, representa a los ricos, al capital trasnacional, al anti-Estado social. Nuestra América Latina ha sufrido mucho en 500 años y no queremos más explotación, esclavitud, miseria. En el Estado de Río Grande donde estos últimos cuatro años ha gobernado el partido de José Serra, el PSDB, tuvimos la muestra de lo que proponen para todo el país: cierre de escuelas, fin de los programas sociales, represión abierta y violenta contra campesinos y sindicalistas…
P: Una situación política nacional que en todo caso impondrá desafíos de fondo para ustedes como Movimiento Sin Tierra…
R: En efecto. Tal vez es importante recordar que el MST nace en 1984 con la propuesta de luchar por la tierra, por la Reforma Agraria y por las transformaciones sociales.
La lucha por la tierra implica pasos simples. Nos organizamos, identificamos un latifundio improductivo, nos dotamos de algunas pinzas y útiles, cortamos las alambradas y empezamos a producir.
La lucha por la reforma agraria es un paso más complicado. Y lo tercero, mejorar el nivel de vida de todos, en el campo y la ciudad, es todavía mucho más complicado. Un aspecto clave para asegurar este proceso es la educación.
P: ¿Puede precisar?
R: Debemos poder caminar con nuestras propias piernas. Para ello es necesario comprender bien, antes, el camino a recorrer. Y por eso organizamos escuelas en cada campamento. Y luchamos por una educación pública y universal.
Mucho más aún, necesitamos contar con campesinos-investigadores. Hace 10 mil años los campesinos cuidaban sus propias semillas, las producían, las conservaban. Ahora vienen trasnacionales como Monsanto y Syngenta y nos dicen que ellos son los únicos garantes de las semillas. ¡Increíble! Por eso necesitamos campesinos-investigadores, que no se dejen arrebatar la ciencia que debe estar al servicio de su propia producción. Que sistematicen conocimientos históricos. Y eso es un reto común para todos los campesinos del planeta.
P: Es significativo en su análisis la estrecha relación que le asigna a las dinámicas de su país y a las internacionales…
R: El capital se globalizó. Es una realidad. Y por lo tanto deben globalizarse nuestras redes, es decir el intercambio solidario. Los problemas son esencialmente los mismos para los campesinos de Brasil, de Europa y África. Aunque a veces quieren hacernos entrar en contradicciones entre unos y otros. La buena solución es aquélla que sea correcta para todos los campesinos y trabajadores en el plano mundial. Y dado que el origen de los problemas son los mismos debemos ser innovadores, creativos para alcanzar soluciones que partan de lo local. Y en este sentido adquiere una importancia notoria el concepto de soberanía alimentaria. Con una acción local pero unidos y coordinados a nivel global. Una unidad de acción común.
En nuestro continente es vital la propuesta del ALBA (Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América). Es esencial crear debates y buscar opciones entre Gobiernos y movimientos sociales, a partir de una construcción desde abajo. Es muy importante la existencia de Vía Campesina, así como el rol que juegan Evo Morales o Chávez en Venezuela. Pero con la convicción que los movimientos se construyen y consolidan desde la base.

Sergio Ferrari y Beat Tuto Wehrle.
Prensa Ecuménica




Entrevista publicada en Youtube


miércoles, 27 de junio de 2018

Els volem a casa! 2- Crónica de la manifestació a Iruñea y de la concentració a Alacant


Dilluns passat 18 de juny, davant la convocatòria de L´Espai de Trobada per la Llibertat, ens concentrem entre 50 i 60 persones per mostrar la nostra repulsa a la sentència del cas Altsasu i el nostre suport a les persones condemnades i les seves famílies. Va ser una concentració petita però ferma que es va sumar a la multitudinària manifestaciò (80.000 persones) que van inundar els carrers d´Iruñea. Al final de la concentració van llegir el manifest (publicat en aquest blog fa uns dies) una part en valencià y l´altra en castellà. Esperem que aquesta petita mostra de suport contribueixi a que aviat vegem a Ainara, Aratzs, Julen, Ohian, Adur, Jon Ander i Jokin a casa. Els volem a casa ja!!!!

A continuaciò reproduïn el manifest de les famílies que va ser llegit a la manifestació d´Iruñea i adjuntem uns enllaços sobre aquesta manifestació. Una abraçada, la redacció


AL FINAL DE LA MANIFESTACIÓN
DEL DÍA 16 DE JUNIO DE 2018 EN PAMPLONA
Arratsalde on Iruñea! Arratsalde on Nafarroa !
Arratsalde on Euskal Herria!


Una vez más, os recibimos con un fuerte y dulce abrazo solidario a todas y todos aquellos venidos desde Cataluña, Madrid, Castilla, Aragón, Galicia, Extremadura, Andalucía, pueblos de la península, pueblos solidarios. Desde aquí queremos agradecer todas las muestras de solidaridad, aliento y apoyo que estamos recibiendo de todo el mundo, de África, de América, de Asia, de Europa y de Oceanía. Nunca alcanzaremos a agradecer lo que hemos recibido y estamos recibiendo de todas y todos vosotras.
MILA ESKER!! BIHOTZ BIHOTZEZ!!
MUCHAS GRACIAS DE TODO CORAZÓN!!
Muy a nuestro pesar nos hemos visto obligadas a llamar a esta segunda gran manifestación, porque se ha cometido un auténtico atropello judicial con la condena a largos años de prisión para nuestros hijos y porque no podemos, la sociedad no puede permitir que se repitan situaciones de este tipo. Siete de ellos se encuentran ahora mismo encarcelados a cientos de kilómetros de sus hogares, con una pena de entre 9 a 13 años de cárcel a la espalda, que van a truncar su vida y su futuro y van a hipotecar el día a día de sus familias.
Desde hace un año y medio venimos denunciando la vulneración de derechos y de principios básicos. Se han vulnerado durante la instrucción de la causa, durante la fase de juicio oral, y en la misma sentencia. Se han vulnerado derechos y principios legales con la imposición de prisión preventiva para tres de nuestros hijos que llevan más de año y medio y con el encarcelamiento reciente de otros cuatro de nuestros hijos alegando el riesgo de fuga. No ha existido, ni existe riesgo de fuga cuando se han presentado voluntariamente antes los juzgados tantas veces como se les ha requerido. No existe riesgo de fuga cuando desde julio del año pasado sabían que la fiscalía pedía un total de 375 años de cárcel y no se han movido de sus casas. No ha existido, ni existe riesgo de fuga cuando antes de que fueran detenidos llevaban cinco días haciendo vida normal e incluso reincorporándose al trabajo desde que conocieron la salvajada de esta sentencia. No hay riesgo de fuga y por ello nuestros siete hijos deben estar en libertad ya, en sus hogares retomando su vida, sus trabajos y sus estudios.
Lo que sí hay es un deseo indisimulado de venganza y un tribunal que no ha buscado la verdad. Se han utilizado de manera torticera la calificación de los hechos como terrorismo para usurpar la competencia al juzgado ordinario de Navarra y trasladar la causa a un tribunal excepcional como la Audiencia Nacional. Un tribunal permeable a las influencias exteriores. La sombra de la Guardia Civil, y no sólo la sombra, ha sobrevolado en todo este proceso. La jueza instructora Lamela, la que no permitió a las defensas la inclusión de pruebas y relatos de testigos, está condecorada por la Guardia Civil. La Guardia Civil ha llevado a cabo la investigación de esta causa. ¿Dónde queda la imparcialidad en la investigación de los hechos? La Guardia Civil ha detenido a nuestros hijos. Testigos y peritos han sido miembros de la Guardia Civil. Y lo que es más alarmante, la presidenta del Tribunal que ha condenado a estos ocho jóvenes, está casada con un Coronel de la Guardia Civil y ha recibido la cruz al mérito de la Guardia Civil. ¿Dónde queda la neutralidad del tribunal y de la Justicia?
No se les ha condenado por terrorismo, pero el objetivo expeditivo está más que cumplido. Y por si fuera poco, antes de ayer supimos que la fiscalía ha recurrido la sentencia, pretendiendo alargar este sufrimiento. No conforme con la barbaridad de la condena impuesta, la fiscalía tiene sed de más castigo, más sufrimiento, más venganza. No podemos soportar semejante atrocidad.
Tal y como sostienen diferentes asociaciones de abogados y de juristas que han estudiado la sentencia, las condenas son muestra de ensañamiento y crueldad. Son absolutamente desproporcionadas. Incluso dando por buena la descripción de los acontecimientos de aquella fatídica noche, los juzgados ordinarios suelen condenar este tipo de hechos con multas, indemnizaciones y bajas penas que no suponen ingreso en prisión. 9571 casos similares ocurrieron en el año 2016. Retamos a que se nos indique en cuántos casos equivalentes, -donde la lesión más grave ha sido una fractura de tobillo y donde no se han utilizado armas-, se ha castigado con penas que supongan el ingreso en prisión. Hace pocos días hemos conocido la sentencia sobre unos hechos similares ocurridos con unos Policías Nacionales en un bar de Pamplona y la condena máxima ha sido de un año y nueve meses.
Estamos ante un abuso de poder. Un abuso de poder intolerable. Nos dicen que hay que respetar las decisiones judiciales y la separación de poderes como base de la democracia. Pues bien, cuando Mostesquieu desarrolló la teoría de la separación de poderes, no hablaba sólo de separación, también hablaba de equilibrios de poderes con el fin de que ninguno abusara del que tuviera conferido. Hablaba de equilibrios y de vigilancia mutua en el respeto de los derechos humanos y los principios democráticos. Hablaba de que el poder detenga al poder.
Por ello, y en la defensa de la calidad democrática, los derechos humanos, los principios que deberían ser garantizados en un verdadero Estado democrático de Derecho, la convivencia, la paz, la libertad y la Justicia con mayúsculas, solicitamos a los actores institucionales, políticos, sociales, académicos, mediáticos y del sistema judicial a que propongan e implementen las medidas necesarias para revertir esta situación injusta y para impedir que nada parecido pueda ocurrir a ninguna ciudadana o ciudadano.
Medidas legales para impedir el uso extensivo de la ley y los abusos de poder. Medidas para reformar rigurosamente el delito de terrorismo en el sentido de lo recomendado por los Relatores de Naciones Unidas. Medidas para que ninguna persona navarra pueda ser juzgada por hechos ocurridos en Navarra en otro juzgado que no sea el ordinario, tal y como ya ocurría antes de la limitación de los Fueros en 1841. (Un apunte revelador: la única excepción a la jurisdicción ordinaria en aquella época era la Santa Inquisición ubicada en Logroño). Medidas para acotar la injerencia externa y el excesivo poder de unos tribunales excepcionales.
Para todo ello ofrecemos a los actores políticos, sociales, culturales, académicos, jurídicos e institucionales la propuesta para la creación de una “Mesa para la regeneración democrática y la recuperación de derechos y libertades”. Una propuesta que invitamos a ser debatida y a llenar de contenido para que encontremos soluciones efectivas a fin de que hechos similares no vuelvan a ocurrir a nadie y se haga por fin JUSTICIA.
Queremos Justicia. Exigimos justicia con mayúsculas, justicia garantIsta, justicia enraizada en nuestra tierra, justicia que actúe al nivel de los estándares democráticos de respeto a los derechos y las libertades que prevalecen en la sociedad navarra.


ESKERRIK ASKO, MUCHAS GRACIAS
JUSTIZIA NAHI DUGU. RECLAMAMOS JUSTICIA
ALTSASUKOAK ASKE!

Hacia una acción social transformadora y desmercantilizada -2 - Crónica de las jornadas


Los pasados días 22,23 y 24 de junio tuvo lugar en Zaragoza la 1ª Escuela de Acción Social Crítica y Transformadora. A continuación reproducimos la crónica de Diego, una persona de Vigo que asistió a la misma, publicada en:http://www.coordinacionbaladre.org/noticia/sobre-la-primera-edicion-de-la-escuela-de-accion-social-critica-y-trasnformadora, y que esperamos sirva para animar, a aquellas personas que no asistieron, a la siguiente edición de la Escuela. Una abraçada, la redacción 


Algo más de 50 personas llegadas de diferentes puntos compartimos tres días en la 1º Escuela de Acción Social Crítica y Trasformadora celebrada en el barrio de el Gancho (Zaragoza). El viernes fuimos llegando al Centro Social Comunitario Luis Buñuel un espacio recuperado por las gentes de Zaragoza que dan cobijo a un sinfín de actividades que ayudan al fortalecimiento de las redes comunitarias. Un gustazo de espacio.
El viernes empezó el goteo de llegadas. Tras las inscripciones, que sirvieron para cerrar comidas y alojamientos pendientes, empezamos la escuela. Mary y Koldobi fueron las encargadas de la presentación de los objetivos y sentido de esta escuela. A continuación hicimos una presentación de cada una de las asistentes, partiendo de las historias que estaban detrás de los nombres de cada una.
Cenamos y antes del descanso algunas participaron en la fiesta de la espuma que se celebró en el patio del Buñuel.



Iniciamos la jornada del sábado con las experiencias y reflexiones de Luisa Broto (Consejera de presidencia y derechos sociales, vicealcaldesa y primera teniente de alcalde del Ayuntamiento de Zaragoza). Luisa introdujo algunas ideas que vertebran el trabajo que desde la institución vienen haciendo en estos últimos tres años.
Xavi Pallarés (Alianza Contra la Pobreza Energética) expuso el trabajo de este colectivo que organiza y lucha contra los grandes oligopolios que hacen negocios con necesidades tan básicas como la luz, el agua y el gas de todas.
Jesús Salido (APRODEME) nos acercó a la dura realidad que padecen criaturas y familias que son violentadas por los sistemas mal llamados de protección de la infancia. Sus relatos nos dejaron sin palabras y nos llenaron de rabia.
Nadir Gutiérrez nos acercó a la cruda realidad que padecen las personas migrantes: CIES, leyes de extranjería, racismo... un sinfín de represiones que nos colocaron ante la necesidad de articular otras formas de relación con nuestras vecinas llegadas de otros territorios.



La quinta exposición fue la de Elena Piñate, llegada desde Fuerteventura. Su trabajo en la dirección de un centro para personas con diversidad funcional sirvió para colocarnos ante la necesidad de repensar cómo nos cuidamos y articulamos escenarios de transformación social.
Cogimos aire después de la mesa de experiencias y continuamos la mañana trabajando en grupos sobre las reflexiones y prácticas que nos habían introducido las cinco compañeras.
Un deliciosa comida preparada por el proyecto de las “Cacerolocas”, compañeras que ofrecen alimentos para grupos y actividades en el CSC Luis Buñuel.
Retomamos la actividad de la tarde con más experiencias. La tarea de Erletxea y Stop Desahucios Bidasosa fue introducida por Ruth López. Que nos acercó las razones del punto de información que las compañeras tienen en Irún, así como la lucha por el derecho a una vivienda digna. Ruth nos leyó un texto escrito por un compañero que no pudo asistir, en el que relataba la cruda realidad que padecen aquellas privadas de unos mínimos que buscan en la RGI alguna salida al empobrecimiento creciente.
Teresa, llegada desde Buenos Aires (Salamanca) presentó ASDECOBA y ASDECASAL, asociaciones que en el duro contexto de un barrio periférico abandonado por los poderes buscan salidas mirando a la tierra y al rural.
La tercera palabra fue da la Penélope para acercarnos al Parke Alcosa. La infancia que ha pasado de estar en peligro a ser peligrosa es uno de los ejes de su acción. Su experiencia de autoorganización lleva chocando décadas con las diferentes administraciones que ahora piensan que la remunicipalización de algunos servicios que ofrecen nuestras compas puede ser la forma de acabar con este tejido.
Igual que en la mañana, el descanso dio paso al trabajo colectivo sobre lo presentado en la mesa.


La cena dio entrada a la fiesta de las hogueras de San Juan con las vecinas de el Gancho. Una visita de policía local y bomberos intentó acabar con la hoguera, pero las asistentes lo impedimos. Continuó la fiesta con las letras agitadoras de LA Furia y Rebeca Lane.
Amanecimos el domingo, algo cansadas de la fiesta, para encarar la parte final de la escuela. La tarea de esta última mañana fue recoger y organizar lo trabajo en los días de escuela, pensar en cómo continuar esta tarea en el futuro y evaluarnos.


Nos despedimos, pero continuaremos!



jueves, 14 de junio de 2018

Els volem a Casa! 1- Concentració en repulsa de la sentència del cas Altsasu





Davant la barbaritat del procés i sentència del cas Altsasu i en solidaritat amb les persones sentenciades i les seves famílies. Des l'Espai de trobada per la llibertat s'ha convocat una concentració per al proper 18 de juny.








Manifest


Ens diuen que la justícia és cega, ens volen dir, amb això, que és imparcial i justa, però de vegades, massa vegades això es pot, almenys, posar en dubte. En realitat, en els tribunals no es busca la veritat, sinó que es construeix. El cas de la sentència contra els joves d'Altsasu -amb màximes penes de presó per a un possible delicte lleu- és un exemple clar.

Aquest exemple de "justícia" és difícil de justificar. A Navarra no ha existit cap situació d'assetjament a les forces de repressió de l'estat, més aviat al contrari. A l'Estat espanyol, el 2016, es van donar 9671 casos d ' "atemptat contra l'autoritat, els seus agents o funcionaris". D'aquests, només 59 casos es van donar a Navarra (9 casos per cada 100 mil habitants). Menys de la meitat que a la resta de l'Estat. Per contra, a Madrid es van donar 40 casos per 100 mil habitants (el doble que a la resta de l'Estat i més de 4 vegades que a Navarra) i al País Valencià 30 casos per 100 mil habitants.

Els ambients nocturns, festius i amb proliferació d'alcohol són les característiques de la immensa majoria d'aquests casos. Exactament el que va passar a Altsasu, on l'altercat entre uns joves i membres de la guàrdia civil es va desenvolupar en un bar a les 5h de la matinada i en plena fira d'octubre. En aquest cas no hi va haver més que una disputa d'intensitat lleu, amb el resultat de la lesió d'un turmell d'un guàrdia fora de servei. Aleshores, per què aquest cas ha estat jutjat sota els càrrecs de terrorisme i delicte d'odi?

En primer lloc, perquè els tribunals formen part de l'aparell de l'Estat i el defensen. Per això, sempre donen més veracitat als testimonis d'una altra part clau de l'aparell de l'Estat, les forces de repressió, les policies i la guàrdia civil. Els tribunals no són neutrals i la justícia real no és cega. En els judicis polítics, en els quals l'Estat se sent atacat, els tribunals actuen en la seua defensa, i construeixen les seues "veritats". Això és el que ha passat en el judici contra els joves d'Altsasu.

En segon lloc, en aquest cas es buscava donar un càstig exemplar i fer callar qualsevol reivindicació legítima sobre l'eixida de la guàrdia civil d'Euskal Herria.

Relatem les actuacions judicials: El Jutjat d'Instrucció número 3 d'Iruñea, a 50 quilòmetres de distància d'Altsasu, es va fer inicialment càrrec de la instrucció per possibles delictes de atemptant a agent de l'autoritat, lesions i amenaces. La Guàrdia Civil, dies després, va remetre a aquest jutjat unes diligències ampliatòries sobre els altercats, en què no es concloïa que hi hagués un linxament o pallissa organitzada als dos guàrdies civils (un informe que ratificava l'atestat de la Policia Foral, que ja obrava en poder de la jutge que instruïa la causa). Seguidament, la Fiscalia de l'Audiència Nacional, a instàncies de la denúncia presentada pel Col·lectiu de Víctimes del Terrorisme (Covite), va exigir que el cas passés a l'Audiència Nacional, el tribunal que jutja els delictes per terrorisme i hereu del Tribunal d'Ordre Públic del franquisme, i la jutgessa Carmen Lamela va assumir la instrucció del cas.

L'Audiència Provincial de Navarra es va resistir a lliurar el sumari perquè no veia que hi hagués finalitat terrorista. Va intervenir, aleshores, el Tribunal Suprem espanyol que va considerar que la competència era de l'Audiència Nacional.

Un cop es va confirmar el canvi de jutjat, la guàrdia civil va canviar els seus informes i va començar a parlar de terrorisme. En paral·lel, Lamela va acordar al novembre de 2016 l'ingrés a la presó de set joves i dues setmanes més tard va processar a nou (al final van ser jutjats huit després d'admetre un recurs). Onze mesos després van eixir en llibertat quatre dels set empresonats: Aratz Urrizola (22 anys), Julen Goicoechea (21), Jon Ander Cob (21) i Iñaki Abad (31) i els altres tres, Ohian Arnanz (22 anys), Adur Ramírez d'Alda (23) i Jokin Unamuno (24), van seguir a la presó preventiva durant més de 500 dies fins que va començar el judici. La jutgessa Lamela, la Fiscalia, l'Advocacia de l'Estat -en representació dels agents- i les acusacions populars, Covite i l'Associació Unificada de Guàrdies Civils, van defensar que les agressions es van emmarcar en una campanya política que va començar fa més de 15 anys anomenada 'Alde-hemendik' (Fora d'ací!), la principal reivindicació de la qual era el rebuig a la presència de Guàrdia Civil, Policia Nacional i Forces Armades a Navarra i Euskadi. Així es va construir la "veritat" en aquest judici.

Arribat el judici, no importà que al tribunal estigués la jutgessa Concepció Espejel, casada amb un alt càrrec de la Guàrdia Civil i condecorada pel ministeri de l'Interior amb l'Ordre del Mèrit de la Guàrdia Civil. Una jutgessa que és evident que no podia ser imparcial en les seues valoracions. No va importar que la Policia Foral de Navarra no ratifiqués que hi haguera hagut un linxament o pallissa organitzada als dos guàrdies civils. No van importar les gravacions, les declaracions de persones presents i els informes que desmuntaven la versió que s'havia creat a partir que la jutgessa Lamela entrara en escena. Tot això, va dur als advocats dels acusats a denunciar la "indefensió" en què es trobaven els seus defensats. No va importar, tampoc, que, en definitiva, no poguessen qualificar els fets com terrorisme. La sentència estava prefixada.

Las penes de 12 o 13 anys de presó (set de les huit) han estat les penes que s'apliquen als actes de terrorisme. Es tractava que l'Estat donés un càstig exemplar a Euskal-Herria, i els joves de Altsasu han estat les víctimes.

El catedràtic i professor de la Universitat del País Basc, Iñaki Lasagabaster ha considerat que les penes imposades s'acosten al tipus penal de l'homicidi i s'allunya, per tant de tota idea de justícia. I com ha expressat Bel Pozueta, la mare de Adur -condemnat a 12 anys-, "tota la justificació de la sentència té un caràcter ideològic" i la sentència "és l'expressió d'un estat no democràtic que pren la repressió com el pa de cada dia".

Al seu torn, els familiars han afirmat que "ens van dur a Madrid, a que un tribunal situat a 400 quilòmetres de Navarra decidís el futur dels nostres fills i filles, i ens ha jutjat des de la venjança "per això" que els nostres fills i filles estiguen a la presó i hagen estat condemnats a penes totalment desproporcionades és la conseqüència d'una decisió política".

Totes podem ser objecte de la "justícia" aplicada en el cas dels joves de Altsasu.

No més repressió,
no més muntatges policials, judicials i polítics.

Per això,
manifestem la nostra repulsa a la sentència
i la nostra Solidaritat amb els joves d'Altsasu

Els volem a Casa!







Mes informació:







http://www.lasexta.com/noticias/nacional/movimiento-ciudadano-familiares-condenados-alsasua-creen-que-penas-agresion-guardias-civiles-son-decision politica_201806065b17f4b50cf2792cab5fe827.html

https://www.vilaweb.cat/noticies/bel-pozueta-altsasu-pot-ser-qualsevol/



miércoles, 6 de junio de 2018

Hacia una acción social transformadora y desmercantilizada -1






El Centro Social Comunitario Luis Buñuel de Zaragoza será el escenario de una Escuela de Verano que pretende ser la continuación de otros encuentros que dejaron de suceder hace ya casi tres décadas, y cuyos objetivos son volver a acercar la acción social a las calles de nuestros barrios y a las verdaderas necesidades sociales, alejándola del componente mercantilista que en la actualidad la rige.
Organizada por Baladre, y con el apoyo de Zambra y el Colegio Profesional de Trabajo Social de Aragón, entre otros, esta escuela pretende ser un punto de encuentro para las personas, trabajadoras o no, que desarrollen una labor social. Bajo el título “I Escuela de Acción Social Crítica y Transformadora” y el más definidor subtítulo “Si no Hubiera Privilegios No habría Miseria”, las tres jornadas preparadas por Baladre pretenden ser críticas con el sistema actual de mercantilización de los servicios a la vez que generadoras de herramientas que logren un cambio en la acción social.
Para Manolo S. Bayona, integrante de Baladre, la acción social no es ejercida únicamente por quienes “han pasado cuatro años en la universidad y han conseguido un título”, sino que debiera ser ejercida por todas las personas, volviéndonos a escuchar, a conocernos, a salir del individualismo que nos envuelve para volver a ayudarnos.
Le hemos llamado Escuela, porque queremos encontrarnos personas que estamos por otro trabajo social diferente al normativo”, que desde Baladre consideran en la práctica totalidad mercantilizado y que supone una prolongación del sistema “capitalista y patriarcal” que como mayoritario también ha conseguido dominar la acción social mediante un sistema de servicios que han terminado por cooptar el trabajo social.
Hace apenas 40 años el tejido social en los barrios periféricos y de clase obrera de cualquier ciudad era gestionado por el propio vecindario, generando sinergias emancipadoras que poco a poco fueron diluyéndose en parte, según afirma Manolo, por los “llamados partidos de izquierdas” y por los “sindicatos mayoritarios”, que dijeron en estos barrios “ustedes voten, deleguen” .
Bayona nos recuerda que lo que hoy llamamos servicios son realmente derechos, y que como tales debemos entenderlos. Con el avance del capitalismo y siguiendo su propia lógica mercantilista, la mayoría de esos derechos se han convertido en servicios gestionados en muchas ocasiones por grandes empresas y grupos corporativos.
Esta escuela pretende romper con eso, buscar alternativas, conocerlas y aunar esfuerzos. “Queremos aprender juntas, reflexionar, cuestionarnos y articular propuestas donde vayamos fortaleciendo otras maneras de ser y hacer trabajo social, comprometido con la transformación social, caminando hacia otro modelo de desarrollo justo”, apuntan desde Baladre.
Un proceso de construcción de una nueva acción social que transforme en diferentes sentidos, partiendo de una perspectiva feminista, equitativa, internacionalista, descolonizadora y ecologista. Para ello, desde Baladre se apuesta por un trabajo de construcción social que nos obliga a abandonar el individualismo, generado también por las nuevas herramientas comunicativas, para volver a acercarnos, a escucharnos, caminando hacia una perspectiva que parta esencialmente “de los cuidados”.
Las tres jornadas de las que consta esta Escuela tendrán lugar en el CSC Luis Buñuel los días 22, 23 y 24 de junio con un programa que abordará las distintas necesidades a las que se enfrenta la actual sociedad, desde diversos puntos de vista. Para participar en esta Escuela de Verano es necesaria la inscripción previa rellenando un formulario en la propia web de Baladre. 
ARAINFO REDACCIÓN | 5 junio, 2018




martes, 29 de mayo de 2018

“Comunicación, cuidado y vida en la diversidad, una propuesta de formación intercultural”


Las sociedades siempre han sido heterogéneas, Sin embargo, esta heterogeneidad se ha visto acrecentada con la "globalización", un término que engloba grandes cambios a nivel mundial, y que ha dado lugar a enormes procesos migratorios en estas últimas décadas. Estas migraciones recientes han tenido motivaciones diversas pero han estado relacionadas en sus causas:  el interés de las clases dominantes del mundo occidental de disponer de mano de obra barata; los grandes desplazamientos de poblaciones que huyen de situaciones de guerra, de masacres, del hambre y de la pobreza originadas por el cambio climático o por la actuación de los diversos imperialismos sobre territorios colonizados en busca del control de las riquezas y los recursos naturales. Esta situación ha configurado en la actualidad, tanto en el País Valencià como en otros territorios y pueblos, sociedades "multiculturales".  
Con el término multicultural se hace referencia a sociedades en donde grupos diversos viven dentro de los límites de sus propias culturas. Culturas entendidas como marcos de referencia simbólicos diferenciados. Culturas que el estado tolera para evitar y gestionar el conflicto en la medida de lo posible, pero de las cuales se sirve para mantener la lacra de las desigualdades entre clases, de la discriminación entre culturas y pueblos, así como del estigma hacia las personas consideradas "diferentes" y sin poder.  Para Catherine Walsh (1) las características que definen la multiculturalidad son 6 (2): 
  • 1) tener un origen conceptual en los países occidentales;
  • 2) adquirir un carácter descriptivo que destaca la presencia de diferentes culturas;
  • 3) evitar las relaciones entre las múltiples culturas presentes en un territorio;
  • 4) fundamentarse en la estructura y principios del Estado liberal;
  • 5) centrarse en la tolerancia del otro, pero como una forma de evitar los conflictos,
  • 6) ocultar las desigualdades sociales y mantener intactas las estructuras e instituciones de la sociedad.
Frente a esta visión surge la Interculturalidad, término que expresa un deseo de interacción dinámica entre las culturas que comparten un espacio, mediante el dialogo, el respeto, la reciprocidad y la interdependencia, se podría definir no como la coexistencia, sino como la convivencia de varias culturas en situación de igualdad. Como ha expresado Catherine Walsh, la interculturalidad no sólo debe ser cuestión de “llevarse bien” y convivir, sino que también debe de cuestionar la lógica del capitalismo y apuntar hacia otra sociedad, transformar radicalmente las estructuras institucionales y las relaciones sociales, pues se trata, en definitiva de un proyecto político, ético y epistémico que no llega desde los Estados ni desde la academia, sino que parte de abajo, de la gente común (3). Es lo que denomina interculturalidad crítica. No se trata de un problema de diversidad o diferencia, sino de un " problema estructural-colonial-racial". Es decir del reconocimento de que "la diferencia se construye dentro de una estructura y matriz colonial de poder racializado y jerarquizado". En el caso del País Valencià, con los blancos, ricos, católicos y castellanoparlantes en la cima del dominio estructural, y el resto ocupando los peldaños inferiores. Desde este punto de vista "la interculturalidad se entiende como una herramienta, como un proceso y proyecto que se construye desde la gente -y como demanda de la subalternidad-, en contraste a la funcional, que se ejerce desde arriba. Apuntala y requiere la transformación de las estructuras, instituciones y relaciones sociales, y la construcción de condiciones de estar, ser, pensar, conocer, aprender, sentir y vivir distintas.” (4)
Enfrentarse a este reto, en una sociedad europea y desde la cotidianidad de nuestras vidas, es lo que plantea el libro de Fernando Plaza “Comunicación, cuidado y vida en la diversidad, una propuesta de formación intercultural”. Libro que presentamos el próximo 1 de junio junto a las compañeras de la Marea blanca y que queremos que nos sirva de excusa para hablar de que sociedad queremos.



Dice Fernando en su libro que “tenemos que aprender a reducir el poder que tiene nuestra visión etnocentrista del mundo para descubrir otros mundos que en muchas situaciones comprobamos que no son tan diferentes como nosotros suponíamos, hacer un ejercicio de <apertura cultural> para conseguir valorar al otro como individuo y miembro de un particular grupo”.


(1) Catherine Walsh Catherine Walsh es profesora principal y directora del doctorado en Estudios Culturales Latinoamericanos de la Universidad Andina Simón Bolívar, sede Ecuador, donde también dirige el Taller Intercultural y el Fondo Documental Afro Andino. Tiene una trayectoria larga de acompañamiento a los procesos de los movimientos indígenas y afrodescendientes en América Latina y la región andina. Su trabajo está principalmente enfocado en el proyecto político, epistémico y ético de la interculturalidad crítica y en asuntos de la de-colonialidad.
(2) https://scielo.conicyt.cl/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0718-22012013000200020

(4) Interculturalidad crítica y educación intercultural. Catherine Walsh (Adjuntamos el PDF)